Director del hospital Ney Arias Lora aclara Kimberly Esther Adón fue llevada un vehículo privado, no del 9-1-1

0
813

Santo Domingo Norte.- “A las 2:00 de mañana del domingo llega en un vehículo privado, no del 9-1-1, como se había establecido, con la menor de 16 años Kimberly Esther Adón, la cual fue llevada al área de emergencia por una joven y hombre que le acompañaban”, explicó Amaury García, director del hospital Ney Arias Lora.

Tras esto, la joven Esther Adón , recibió las atenciones médicas necesarias, por unos 23 minutos aproximadamente, que fue el tiempo que duró con vida desde que llegó al hospital.

Lea También: Hospital Ney Arias Lora informa que joven murió por golpes en accidente

“Se investiga los detalles de qué pasó con la joven mientra estuvo en la emergencia, en esos 23 minutos en que tuvo lesiones severas a nivel torácico y abdominal. Lo que nos indica un trauma craneal con hematomas”, dijo Amaury García.

Entrevistado en el programa El Sol de la Mañana que se transmite por Zol 106.5 FM, el director del hospital Ney Arias Lora, manifestó que desconoce las identidades de las personas que llevaron a la joven a ese centro médico, pero que en las cámaras están registradas, por lo que las autoridades podrían identificarlas.

Lea También: Hospital Ney Arias Lora informa que joven murió por golpes en accidente

Al mismo tiempo el doctor se negó a emitir juicio sobre la causa de muerte de Kimberly Esther Adón, hasta que los resultados de la autopsia estén listos.

Se recuerda que la familia de la menor expresó que no cree que ésta muriera como consecuencia de un accidente de tránsito como lo expresaron las personas que andaban con ella la noche del sábado.

Abuela Kimberly da su versión de los hechos. “Ella me dijo que iba a salir a comprar una cena con la amiguita. Y fue por ahí que se fueron para otro lado y me la mataron”, decía entre llantos la abuela de Kimberly Esther Adón.

En medio del dolor que embarga a Julia Adón, confesó que su nieta no era de amanecer en las calles. Es más, nunca lo hizo. Hasta el sábado que salió a las 11:00 de la noche y no regresó, por eso cuando sus vecinos fueron a su casa a las 4:00 de la madrugada sabía que algo malo había pasado.

“Nunca pensé que pasaría algo como eso. Esas personas son mis vecinos de toda la vida. Kimberly se crío con ellos, sin embargo eso a ellos no le importó cuando pasaron a buscarme a la casa y me llevaron al hospital para dejarme allí tirada ,sabiendo que soy una persona ciega“, narró.

Es por la extraña actitud de éstos que la señora considera que la muerte de su nieta no fue accidental como quisieron hacer creer. “Me dijeron ella tiene marcas en el cuerpo que se nota que no fue que chocaron y ella salió por el cristal del vehículo en el que andaba con su amiga y cuatro familiares de ésta”.

A Dahiana Gutiérrez, tía de la menor , le entregaron el cuerpo de sin vida, pero no sin antes hacerle la exhortación de que investigarán bien qué pasó con su sobrina porque no parece un accidente. Los médicos del Ney antes de irme lo repitieron que cuando llegó estaba desnuda, además está desnucada y con signos de violencia que no son de accidente. “Por eso ese cuento que las personas que andaban con ella dijeron no , no lo creemos”.

En medio dolor trascurre el velorio.

El desconsuelo reina en la Funeraria Municipal del sector Gualey, en donde fueron velados ayer los restos de la menor.

Sus compañeros del clases todavía no pueden creer que esto le pasara a Kimberly, a quien describieron como una persona muy alegre y servicial con todos.

“Este año ella estaba tan aplicada, participaba en todo para obtener buenas calificaciones, hasta los profesores la habían felicitado por el esfuerzo que mostraba. Cómo es posible que le pasará algo tan horrible. Pero esto no se va a quedar así, las autoridades tienen que hacer que los culpables paguen”, enfatizaron todos, los cuales por ser menores de edad no se pueden revelar sus nombres.

Durante el velatorio, los jóvenes explicaron que al conocer el lamentable hecho fueron a la casa de chica con la que salió Kimberly, y que una vez en el lugar , la madre de la joven le vociferó que no tenía nada que buscar allá, ni ellos, ni la Policía, porque su hija no tiene nada que ver en eso.

Sin embargo, éstos le cuestionaron el hecho de que fuese cierto esto no habrían desparecido todos desde el momento en que fueron y llevaron a la señora Julia Adón al hospital.

No hay comentarios

Dejar respuesta