Kamala Harris renuncia a su curul en el Senado para juramentarse como vicepresidente de EEUU

La vicepresidente electa de Estados Unidos, Kamala Harris, renunció a su escaño en el Senado para tomar el cargo de la vicepresidencia el miércoles. En tal sentido, finalizó la carrera de la californiana en el poder legislativo estadounidense para iniciar una nueva etapa desde la Casa Blanca, como segunda al mando de la Administración de Joe Biden, a partir del próximo 20 de enero.

Harris envió una carta al gobernador de California, Gavin Newson, en donde renunciaba a su escaño como senadora de Estados Unidos. Así se deslindó del cargo antes de asumir la vicepresidencia el 20 de enero y el secretario de Estado de California, Alex Padillatomará su escaño en el Senado.

“Querido gobernador Newson: renunció aquí como senadora del estado de California; efectivo el 18 de enero de 2021 a las 12.00 pm EST (17.00 hora GMT). Al asumir mis deberes como vicepresidenta de Estados Unidos, me gustaría agradecer a la gente de California por el honor de haberlos servido en el Senado de EE.UU. en los últimos cuatro años”, explicó.

De esta forma Harris comunicó oficialmente de la renuncia, pero el anuncio era esperado después de que la formula demócrata consiguiera la victoria en las presidenciales. A partir del próximo miércoles, después de la contienda electoral más polémica en décadas, se convertirá en la primera mujer vicepresidente de la historia.

Harris no ofrecerá discurso de despedida en el Senado
La vicepresidente electa no dará un discurso de despedida en el Senado, dado que la próxima sesión será este martes. Un sector de la población espera que la cámara alta debata sobre el sobre el juicio político en contra del presidente saliente, Donald Trump. La medida se tomó tras el asalto al Capitolio que protagonizaron sus simpatizantes el pasado 6 de enero.

De igual forma, Harris no se alejará totalmente del Senado, dado que como vicepresidente fungirá como presidente de la Cámara Alta en algunas ocasiones. Además, cuenta con el derecho a voto en caso de empates. Esto permite que los demócratas cuenten con una mayoría en el Senado, al igual que en la Cámara de Representantes.

 

Compartir